::::: ENCUESTA CRUCEROS 2012 :::::

Bienvenidos al blog de cruceros nº1 :: Un blog de cruceristas para cruceristas ::: Expertos en cruceros :::
[ Noticias de cruceros ] [ Reportajes ] [ Experiencias e Historias ] [ Novedades ] [ Fotos de barcos y destinos ] [ y más... ] #experienciacruceros


“The world is a book and those who do not travel read only one page.” – St. Augustine.
"El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página." - St. Agustine

miércoles, 30 de enero de 2013

FIORDOS NORUEGOS: TROMSO


Conocer Tromso es dejarse impresionar por sus contrastes de montañas nevadas, maravillosos valles y fiordos, y un sinfín de lagos. 

Es una pequeña isla de forma alargada, estrechada entre la costa y una isla más importante que la protege. Al estar situada entre las latitudes norte 68 y 71, los días en verano se alargan, haciendo que el sol nunca se ponga durante más de dos meses. Puede ver el sol de medianoche en Tromso entre el 20 de mayo y el 22 de julio. 

Está unida a la costa por un gran puente que conduce a los principales puntos de interés y a las actividades industriales, que están casi todas relacionadas con el comercio alimentario y con la pesca que, tanto en el mar como en los muchos ríos cercanos o en las aguas del lago Prestvatn, resulta ser muy rica. 

En el siglo XIX, la ciudad noruega de Tromso era conocida como el “París del Norte” porque la gente de la zona era mucho más cosmopolita de lo que los turistas extranjeros esperaban. Posee la mayor concentración de casas históricas de madera al norte de Trondheim, algunas de las cuales datan del siglo XVII y que, junto con otros lugares interesantes como el Museo de Tromso o al Catedral del Ártico. 

La telecabina de Tromso permite disfrutar de las mejores vistas a la ciudad. 

Además de las islas habitadas, hay varios cientos de islas e islotes desiertos. El grupo de islotes más externo - en el noroeste - se llama Auvær. La isla Gåsvær, también al noroeste, no tiene población fija, sólo una pequeña capilla que se usa durante celebraciones religiosas en el verano. 

Al sur de la ciudad está la zona conocida como Ramfjordnes, con el pequeño Fiordo Ramfjorden y la zona rural de Andersdal. 

Destacan las vistas panorámicas que ofrecen las cimas de los Alpes de Lyngen, el monte Tromsdaltind en Tromso, o las montañas de Istindan en Bardu; aunque es aconsejable acercarse a ver las cascadas de Målselvfossen o la de Mollisfossen, situada en el Parque Nacional de Reisa, tiene un salto de 269 metros y es especialmente imponente.