::::: ENCUESTA CRUCEROS 2012 :::::

Bienvenidos al blog de cruceros nº1 :: Un blog de cruceristas para cruceristas ::: Expertos en cruceros :::
[ Noticias de cruceros ] [ Reportajes ] [ Experiencias e Historias ] [ Novedades ] [ Fotos de barcos y destinos ] [ y más... ] #experienciacruceros


“The world is a book and those who do not travel read only one page.” – St. Augustine.
"El mundo es un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página." - St. Agustine

jueves, 21 de marzo de 2013

ARUBA: SABOR HOLANDÉS EN LAS ANTILLAS

Hace unos años hicimos un crucero por Antillas y Granadinas a bordo del Blue Dream (ex de Pullmantur y ahora en manos de Azamara Club Cruises). Fue un crucero que comenzó y terminió de forma excepcional, incluido los vuelos que a veces tenían retraso de varias horas en alguna salida..


Nosotros hicimos embarque y desembarque en esta isla, en Aruba, llegando a su capital: Oranjestad. No pudimos visitarla el primer día de llegada, así que lo dejamos para el último dado que teníamos unas cuentas horas de tiempo libre antes de volver en avión.


Nuestra idea inicial, quizás porque no llevamos nada preparado, fue contratar una excursión pero vista la dimensión de la isla decidimos, junto a otras 4 personas, alquilar un taxi-furgoneta a la salida del puerto. Nos costó 50$ para 6 personas para unas 2/3 horas aproximadamente. Un conductor local muy amable y que nos enseñó lo más emblemático.

Nos llevó fundamentalmente a la zona Este de la isla. Allí pudimos apreciar algún conato de playa, aunque parecía más una meseta. Muy curioso eran las "montañas" de piedras que levantan los turistas o lugareños en las llamadas formaciones de roca Ayo, quizás  como signo de su estancia o recuerdo de la isla, acompañados de algún vestigio de castillo o casa ancestral. Vimos de lejos el monte Hooiberg aunque no tomamos una buena foto para poder mostrarla.





De camino a Andicury Bay vimos la roca animal que hayamos divisado nunca: la "Cabeza de Mono". Simplemente una joya de la naturaleza, todo ello dentro del Parque Nacional de Arikok.


Y un poco más adelante el famoso Puente Natural, o uno de ellos porque el segundo se ha cayó debido al fuerte oleaje. Allí mismo comimos un bocado típico de la isla invitando, claro, al taxista. 


Al la vuelta simplemente visitamos algo de la ciudad, en la que se nota su influencia holandesa en las construcciones. No citamos ninga calle en particular porque justo enfrente del muelle está el centro de la ciudad.






Y, sobre todo, marcado por los bares, tiendas para turistas y tiendas de joyas y diamantes como en todo el Caribe. Nos gusto el hotel Renaissance Marina en donde tienen un centro comercial y un minimuelle dentro del hotel para los clientes.




En la zona del puerto, lógicamente, mucha zona habilitada para los barcos y yates.

Si hay más tiempo, recomendamos ir a visitar el Molino de Viento en la zona de Palm Beach, la montaña de Sero Biento, las playas de Punta Basora al sur de la isla, o las dunas de Aruba donde cerca encontramos el faro California, entre otros lugares interesantes.